TEMA 2

Síndrome de Raynaud

Signos importantes que nos ayudan a diferenciar el síndrome de Raynaud de otros procesos, como infección bacteriana o mala postura:

  • Cambios de color de la punta del pezón. Normalmente está blanca al acabar la toma, y a los pocos minutos se vuelve morada, luego rosada.
  • Empeora mucho con el frío y mejora con la aplicación de calor local.
  • El miedo y el estrés también empeoran el cuadro, pues las catecolaminas y noradrenalinas que se segregan en estas situaciones son altamente vasoconstrictoras (es decir, que cierran la luz de las arterias periféricas). Por eso es posible que si sufres este problema mejores mucho cuando estés en el grupo de apoyo siendo atendida y escuchada, y en cambio en tu casa estando sola empeores.

Un problema mecánico, como una mala posición o un frenillo corto de la lengua de tu bebé, puede causar por sí solo un síndrome de Raynaud, y algunos procesos infecciosos de pezones van unidos al mismo, también porque provocan alteraciones vasculares. Es importante, pues, que una asesora de lactancia valore estas posibilidades.

El tratamiento consiste en aplicar calor local antes y después de las tomas. Una buena idea es usar un calcetín de algodón, rellenarlo de arroz crudo, anudarlo y calentarlo en el microondas unos segundos. Se aplica el calor justo antes de la toma, y también después. Para aumentar la eficacia se recomienda que no pase ni un segundo entre retirar calor y el agarre del bebé al pecho, y tampoco entre que el mismo suelta el pecho y se vuelve a aplicar calor.

Tomar bebidas calientes que no contengan cafeína o teína (por ser vasoconstrictoras) antes de amamantar y hacerlo en lugares cálidos también puede ayudar.

Es importante que no segregues una oleada de hormonas del miedo cuando vas a amamantar; suspira profundamente antes del agarre e intenta relajarte.

Recuerda también que fumar provoca como efecto secundario síndrome de Raynaud en algunas personas.

Si las medidas físicas no funcionan, un médico puede recetarte un vasodilatador apto para madres que dan el pecho.

↑ subir